Si desea hacer un progreso real en su idioma de destino, es importante practicarlo con regularidad. La mejor manera de hacerlo es haciendo las cosas que disfruta en su idioma nativo. Si eres una persona ocupada, también es genial poder aprender haciendo algo que no se siente como un trabajo.

Aquí hay algunas ideas para cosas divertidas que lo ayudarán a mejorar:

1 Escucha una estación de radio en tu idioma de destino

Puede escuchar estaciones de radio de todo el mundo en línea, por lo que es fácil encontrar una que le guste escuchar. Además, si escuchas estaciones de diferentes regiones, puedes experimentar una variedad de acentos y variaciones culturales.

Consejo: la aplicación TuneIn (www.tunein.com) le permite acceder a estaciones internacionales desde su teléfono inteligente o tableta.

2 Mira videos en YouTube

Puede encontrar innumerables videos sobre prácticamente cualquier tema en YouTube, por lo que debería ser fácil encontrar algo que le guste en su idioma de destino. Al practicar de esta manera, también puedes elegir el nivel de dificultad en función del contenido que miras. Por ejemplo, una persona que habla por todo el video contra una pared en blanco puede ser más difícil de entender que un video más visual en el que realmente puedes ver las cosas de las que están hablando.

Consejo: asegúrese de que alguien hable en el video (¡no aprenderá viendo videos divertidos de gatos!)

3 Mira una serie de telenovelas o telenovelas

Si sus programas favoritos normalmente están doblados en su idioma nativo, puede ver las versiones originales en su idioma de destino o viceversa.

Ver jabones te da una idea del tipo de diálogo que se usa en la vida cotidiana y hay muchos programas de TV geniales y adictivos que te animarán a seguir viendo y mejorando tus habilidades lingüísticas.

 

4 Lee un libro o mira una película en tu idioma de destino

Día 124 - Septiembre 13, 2012

Si está bajo un nivel avanzado, puede ser mejor leer o mirar algo que ya conoce la historia, ya que esto hace que sea más fácil entender la trama y adivinar el vocabulario.

Leer una serie como los libros de Harry Potter puede ser una gran motivación, ya que podrás ver tu mejora en el idioma con cada libro.

5 Cambie la configuración de idioma en su teléfono inteligente y redes sociales

Smartphone

Rodearse de su idioma de destino en su vida cotidiana es una de las mejores maneras de mejorar. Incluso si no se encuentra en un país donde se habla el idioma, cambiar la configuración de su teléfono inteligente y las redes sociales puede ayudarlo a sentirse más inmerso si los usa con regularidad.

Consejo: intente hablar con aplicaciones activadas por voz como Siri para ver cuánto entienden cuando habla en su idioma de destino

6 Hacer amigos en línea

El uso de salas de chat puede ser una buena forma de practicar su idioma de destino si no tiene la oportunidad de hacerlo en la vida real. El lenguaje es informal y cercano al discurso de la vida real, pero puede contener muchos errores ortográficos y abreviaturas.

Consejo: hable con personas en Skype para practicar sus habilidades de lenguaje hablado

7. Escuchar música

Al escuchar canciones en su idioma de destino, puede disfrutar de música nueva y practicar sus habilidades de escucha al mismo tiempo.

Consejo: lea la letra de la canción para que pueda comprender mejor el significado y mejorar sus habilidades de lectura

8 Haz un video de ejercicio

Miami Fitness TV-46

¡De esta forma puedes practicar tu idioma objetivo y ponerte en forma al mismo tiempo! También es una excelente manera de aprender vocabulario nuevo a medida que aprende escuchando, mirando y copiando.

9 Habla contigo mismo

Diga o piense lo que está haciendo en su idioma de destino a medida que avanza en su día. Trate de inventar oraciones como "Estoy lavando los platos" o "Me reuniré con mi amigo para almorzar más tarde". Esto te acostumbrará a pensar en tu idioma de destino y es una buena manera de identificar cualquier vocabulario que necesites aprender.

10. Ir de vacaciones

SONY DSC

Este es un gran motivador para estudiar seriamente su idioma de destino en las semanas y meses previos a su viaje. Intente practicar mientras reserva las vacaciones, por ejemplo, contacte con hoteles, organice el transporte y organice visitas guiadas en su idioma de destino.

Consejo: evite utilizar agentes de viajes o reservar paquetes turísticos que operen en su idioma nativo.